La demanda externa contribuyó a revaluar los granos gruesos en la semana

El vigor de la demanda internacional ha permitido una revalorización de los precios de la soja y el maíz en el mundo, incluso a pesar de la presión de la cosecha norteamericana. China ha aparecido con fuertes compras de poroto y aceite de soja argentina, al tiempo que las exportaciones de maíz sorprenden positivamente.

En el caso de la soja, el avance de la cosecha en Estados Unidos asciende al 9%, según reportó su Departamento de Agricultura (USDA). Ello supone una mejora respecto al 6% recolectado para la misma altura del año anterior, aunque la probabilidad de ver lluvias por encima de lo normal en plena zafra despierta nerviosismo en el mercado. A las lluvias que recibió esta última semana el Medio Oeste estadounidense se le suma la alerta de su servicio meteorológico oficial por fuertes lluvias en los próximos siete días, lo cual podría entorpecer la cosecha americana. El mapa a continuación contrapone el área donde se prevén intensas precipitaciones (la línea verde en el mapa de arriba) con las regiones más importantes de producción de la oleaginosa (en el mapa de abajo). Para el maíz no sólo coincide la principal región productiva en torno a los Grandes Lagos, sino que se le adiciona el leve retraso que ya muestran las labores de trilla, que han avanzado un 10% a la fecha, por detrás del 11% registrado a la misma altura del año anterior.
Al mismo tiempo, EEUU ve crecer sus ventas de granos gruesos por encima de lo esperado, especialmente para el caso del maíz. Según el reporte semanal que emite el USDA, en 7 días se acumularon compromisos netos de soja al exterior por 870.700 toneladas de soja, incluyendo 96.100 toneladas con destino a Argentina. En tanto, en el mismo período se registraron compromisos al exterior de maíz por 1,7 Mt, por encima del rango entre 900.000 y 1.300.000 toneladas que descontaba el mercado.
En Argentina, la suba externa aunada a una mayor presión de la demanda exportadora le dieron soporte a las cotizaciones domésticas, una noticia favorable para la alicaída balanza comercial del principal complejo exportador de nuestro país. La principal fuerza centrípeta por detrás ha sido China, hacia donde desde fines de agosto se vienen embarcando más de 200.000 toneladas de poroto de soja y casi 170.000 toneladas de aceite de soja, según surge de la información provista por NABSA.
Al mismo tiempo, las declaraciones juradas de venta al exterior que informa la Secretaría de Agroindustria dan cuenta de una álgida semana de negocios. En efecto, las más de 350.000 toneladas de poroto de soja comprometidas en los últimos siete días representan la semana de mayor volumen negociado en el mercado de exportación en casi un semestre, a las que se le suman ventas al exterior de aceite de soja por casi 40.000 toneladas más 93.000 toneladas de subproductos.
Con la tracción del gigante asiático la actividad de exportación de soja ha mejorado su atractivo, ampliándose el diferencial entre el FAS teórico y el FAS de mercado, a la inversa de lo acontecido para la actividad industrial. Ello cambia las perspectivas para el balance de oferta y demanda proyectado en el próximo ciclo, aumentando el peso relativo del despacho de granos en relación a su procesamiento.
En el caso del maíz, si bien no se ha notado una suba particular del volumen comprometido en las últimas semanas, las ventas al exterior acumuladas en lo que va de la campaña 2017/18 ya suma 18,9 Mt, muy cerca de alcanzar el récord de 19,0 Mt registrado a la misma altura del año anterior.
Para la nueva campaña, los 4,3 Mt comprometidos de maíz al exterior representan el volumen más alto anotado para esta altura del año. En la misma línea se ubican muchos de los principales granos y subproductos que exporta nuestro país, por lo que septiembre se cierra casi con 13,1 millones de toneladas de ventas anotadas, un volumen muy superior al récord anterior alcanzado en el año 2012 con algo menos de 9 Mt comprometidas.
En este contexto, en el Mercado Físico de Rosario el valor de referencia de la Cámara Arbitral de Cereales aumentó un 4% semanal para el maíz hasta los $ 5.460/t, en tanto que la soja subió un 4,3% en la semana a $ 10.015/t. Los futuros a cosecha negociados en MATBA, en cambio, cayeron punta a punta un 0,1% en el caso del maíz abril 2019 y un 0,9% la soja mayo 2019 hasta US$ 145,8/t y US$ 252,8/t, respectivamente. Por su parte en el mercado de Chicago los contratos más cercanos del cereal aumentaron un 3,5% semanal a US$ 143,6/t, mientras que la soja cayó un 0,6% a US$ 314,2/t.
Fuente: BCR

Leer más Informes de:

Agro Comercio Exterior