Uno de cada 4 dólares de exportación que percibe Argentina, lo genera la provincia de Santa Fe

La provincia de Santa Fe es una de las más importantes de la República Argentina por su relevante contribución a la actividad económica de nuestro país. El campo, la agroindustria y los agroalimentos son los “tractores” de la economía santafesina y los pilares fundamentales para asegurar el crecimiento y desarrollo económico y social de todos los habitantes de la nación.

Empecemos mirando la producción. El Producto Bruto Interno (PIB) de la economía en su conjunto es el total del valor agregado bruto en un año que generan todas las unidades institucionales residentes en la economía (sociedades, gobierno, hogares, instituciones sin fin de lucro que sirven a los hogares). Existen diferentes formas de medirlo. La participación del Producto Bruto Geográfico de la provincia de Santa Fe en el total nacional es de casi el 8%. Esto significa que casi 1$ de cada 10 $ que genera la economía nacional anualmente en concepto de “valor agregado bruto” tiene como responsable empresas y/o personas que residen en la provincia de Santa Fe.
La relevancia de Santa Fe queda también evidenciada por la elevada participación que tiene en el comercio internacional de nuestro país. Es la segunda provincia con mayor participación en las exportaciones del país detrás de Buenos Aires. En 2016 concentró el 24% de los dólares ingresados al país por exportaciones, con un total facturado al exterior de 13.800 millones de dólares. Esto significa que 1 de cada 4 dólares de exportación que percibe Argentina, lo genera la provincia de Santa Fe.
Además, conforme datos oficiales, Santa Fe participa con:
  • El 8% de las exportaciones de productos primarios de Argentina (1.310 millones de dólares) ocupando el 3er lugar en el ranking provincial de ventas al exterior en este rubro. Casi 1 de cada 10 dólares obtenidos por Argentina en despachos al exterior de productos primarios, es generado por Santa Fe.
  • Santa Fe participa con el 45% de las exportaciones nacionales de Manufacturas de Origen Agropecuario –MOA- (Aprox. 10.394 millones de dólares), siendo la principal provincia exportadora de MOA. Esto implica que 1 de cada 2 dólares que obtiene Argentina por exportaciones de manufacturas de origen agropecuario, lo genera la provincia de Santa Fe.
  • El 12% de las exportaciones de Manufacturas de Origen Industrial –MOI- (2.079 millones de dólares) ocupando el 2do lugar en el ranking de provincias exportadoras de MOI. Esto implica que uno de cada diez dólares que genera nuestro país por exportaciones de manufacturas de origen industrial tiene como responsable a empresas radicadas en Santa Fe.
​​
En el cuadro N°1 puede verse que de los diez principales productos que exportó Santa Fe en el 2016, 9 de ellos provienen del campo o de las cadenas agroalimentarias: harina y aceite de soja, biodiesel, soja, maíz, trigo, carne deshuesada fresca y congelada, cueros y pieles curtidos. El 84% de las exportaciones santafesinas provienen de estos nueve productos agrícolas, ganaderos y agroindustriales. Es decir que 8,4 de cada 10 dólares que exporta la provincia de Santa Fe, lo generan las ventas externas de estos 9 productos, casi todos ellos granos o productos que surgen de la industrialización de oleaginosas.
Por otra parte, los cuatro principales productos santafesinos que se destinaron al mercado externo en el año 2016 están incluidos en el denominado “complejo sojero”. Nos referimos a harina y pellets de soja, aceite de soja, biodiesel y poroto de soja, en el respectivo orden de importancia (Cuadro N°1). Estos cuatro productos totalizaron exportaciones por U$S 10.437 millones, representando el 75% de las exportaciones santafesinas. Si a estos cuatro productos le sumamos la ventas al exterior de maíz y trigo, los seis productos totalizan el 80% de las exportaciones santafesinas. Es decir que 8 de cada 10 dólares generados por exportaciones santafesinas tienen como responsable a los cultivos de soja, maíz y trigo.
La idea de la relevancia que adquiere Santa Fe a nivel nacional puede verse en cada uno de los tres principales productos exportados en el 2016 por nuestra provincia, medidos en U$S estadounidenses (Cuadro N°1):
  • Santa Fe fue responsable del 64% de las exportaciones nacionales de harina y pellets de soja: aproximadamente 6.400 millones de U$S. Seis de cada 10 dólares generados a nivel nacional por exportaciones de harina y pellets de soja, fueron aportados por la provincia de Santa Fe. No olvidemos que éste es el producto estrella de la balanza comercial argentina. No hay otro producto en el país que genere tantas divisas como él: cerca de 10 mil millones de dólares en el año 2016.
  • Santa Fe participó con el 65% de las exportaciones argentinas de aceite de soja: 2.600 millones de U$S. Se repite lo expresado en el punto anterior. Seis de cada 10 dólares generados a nivel nacional por exportaciones de aceite de soja, fueron aportados por Santa Fe.
  • Nuestra provincia tuvo a su cargo el 76% de las exportaciones nacionales de biodiesel: 943 millones de U$S. En consecuencia, casi 8 de cada 10 dólares generados a nivel nacional por exportaciones de biodiesel, tuvieron como responsables empresas radicadas en Santa Fe, principalmente las localizadas en el Gran Rosario.
A partir del análisis de la producción agrícola nacional y de la participación de Santa Fe en dicha producción, se verifica lo relevante que es para nuestra provincia la producción de cereales, oleaginosas y de otros cultivos agrícolas:
  • Según datos de GEA/BCR, Santa Fe ocupa el tercer lugar (luego de las provincias de Buenos Aires y Córdoba) como productora de poroto de soja, principal oleaginosa cultivada en la República Argentina y principal producto generador de divisas de exportación en el país. Santa Fe contribuye con casi el 18% del área sembrada nacional (3,4 millones de hectáreas). Nuestra provincia generó en el pasado ciclo 2016/17 el 20% de la producción nacional de soja (unas 11,2 millones de toneladas- Mt), logrando un rendimiento de 3.574 kg/ha que supera el promedio a nivel nacional (3.192 kg/ha a nivel país).
  • También de acuerdo a datos propios de GEA/BCR, Santa Fe representó el 11,3% del área sembrada nacional de maíz (unas 665 mil hectáreas), contribuyendo con el 7,8% (4,8 Mt) de la producción nacional.
  • Según estimaciones de GEA/BCR de la campaña 16/17, Santa Fe abarcó casi el 15% del área sembrada nacional de trigo, lo que le llevó a obtener el 16% de la producción nacional del cereal (Santa Fe cosechó 2,9 Mt de trigo). Logró un rendimiento superior al nacional (3.564 kg/ha vs 3.339 kg/ha a nivel país). Además, en el año 2016, participó del 11,4% de la molienda nacional de trigo con 660 mil toneladas.
  • Santa Fe es responsable del 13% del área sembrada nacional de algodón (53.300 hectáreas), con una producción de 51 mil toneladas que representa el 7,7% de la producción total del país. A esto se le suma la industrialización por parte de la provincia de 51.256 toneladas (91% del total nacional) y una producción de 8.208 toneladas de aceite de algodón (94% del total nacional).
  • Con una producción de 203 mil toneladas de arroz en la campaña 15/16, Santa Fe participó del 14,4% de la producción nacional de este cereal.
  • Santa Fe posee el 8,1% del área sembrada nacional de girasol (116,95 mil hectáreas), con una producción de 217 mil toneladas en la campaña 15/16 (7% de la producción nacional). Además Santa Fe industrializa cerca de 872 mil toneladas de esta oleaginosa (32% del total nacional), a partir de lo cual produce 305 mil toneladas de aceite (26% del total nacional), según datos del 2016.
  • En la campaña 15/16 se sembraron en la provincia 135 mil hectáreas de sorgo (16% del área sembrada nacional), de las que se obtuvieron una producción de 404 mil toneladas (13,4 % del total nacional)
Agroindustria en Santa Fe: Fábricas aceiteras y biodiesel
La agroindustria en Santa Fe ocupa un lugar sobresaliente, tanto a nivel nacional como mundial. Es el caso de la industria Aceitera de nuestra provincia. A Noviembre del 2017 la capacidad de procesamiento de las industrias localizadas en la provincia ascendía a 160.400 tn/día (crushing de soja y girasol) en 22 fábricas. De esas 22 fábricas, 20 están localizadas en el Gran Rosario. Ha contribuido para alcanzar este desarrollo la profundización de las vías navegables del Río Paraná desde Timbúes hacia el mar desde el año 1995, ya que la mayoría de las plantas aceiteras, particularmente las que procesan soja, exportan su producción de harinas y aceites desde los puertos aledaños a la ciudad de Rosario, especialmente el Complejo de terminales de Puerto Gral San Martín-San Lorenzo (al norte) hasta Punta Alvear-Gral Lagos al sur. Estas 20 fábricas ubicadas en el Gran Rosario cuentan con una capacidad de procesamiento diaria de 158.750 toneladas. Esto representa el 78% del total de capacidad de procesamiento de la República Argentina computando plantas activas. Dicha capacidad en el Gran Rosario es casi similar a la de toda la industria brasileña (165 mil tn/día). Pero con una diferencia: En Brasil las fábricas aceiteras están diseminadas por todo el territorio nacional. En el Gran Rosario, las 20 poderosas plantas industriales están localizadas en un área geográfica reducida que tiene un radio de 50 km con centro en la ciudad de Rosario y un frente costero de 70 km lineales sobre el Río Paraná.
A nivel de concentración geográfica, el complejo industrial oleaginoso del Gran Rosario es el más importante a nivel mundial por tres motivos: a) la gran cantidad de fábricas que están localizadas en una superficie reducida a la vera del Río Paraná, b) la elevada capacidad teórica de crushing diaria que tienen muchas de las plantas a nivel individual y que las convierten en líderes a nivel mundial (Ej: 20.000 Tn/día de crushing de Renova, Molinos y Terminal VI) y c) la gran capacidad teórica conjunta de todas las fábricas que están situadas allí (158.750 tn/día).
El Gran Rosario (GR) en el año 2016 se convirtió en el “nodo portuario exportador sojero más importante del mundo”. Con casi 40 Mt de soja y derivados embarcados, el Gran Rosario superó al Distrito Aduanero de Nueva Orleans (EE.UU.) y al nodo portuario de Santos (Brasil). De hecho, el GR suministra el 44% del comercio global de harina de soja y el 50% del de aceite de soja.
Otra industria importantísima en Santa Fe es la del biodiesel. En Argentina, hay alrededor de 37 plantas industriales de Biodiesel con una capacidad de producción conjunta de 4,4 millones de toneladas. El 70% de la capacidad de producción nacional está localizada en el Gran Rosario (GR). Son 10 plantas en el GR que pueden producir casi 3 millones de toneladas por año.
La mitad de las plantas de biodiesel de todo el país (18) están ubicadas en la provincia de Santa Fe y nuestra provincia tiene el 80% de la capacidad de producción nacional. En nuestro país hay 12 plantas de gran tamaño, con capacidades de producción iguales o superiores a 100 mil t/año. De esas 12 fábricas, 11 están localizadas en la provincia de Santa Fe y, más precisamente, 10 de ellas se ubican en el Gran Rosario donde funciona el complejo oleaginoso. De esas 12 plantas de biodiesel de mayor tamaño, una de ellas está localizada en Santiago del Estero (Viluco S.A., en la localidad de Frías) y otra en la localidad santafesina de Avellaneda (Vicentín SA). El resto están ubicadas en el Gran Rosario.
Las siete plantas de biodiesel más grandes de Argentina están instaladas en el Gran Rosario, con capacidades de producción por encima de las 240.000 t/año. Las cuatro principales plantas son: Louis Dreyfus, en General Lagos, con una capacidad de producción anual de 610.000 t/año; Renova (Timbúes); Patagonia Bioenergía (San Lorenzo); y Terminal 6 (Puerto General San Martín) con una capacidad de 480.000 t/año, respectivamente.
La industria de biodiesel en el país ha generado alrededor de 2.000 nuevos puestos de trabajos directos y no menos de 4.000 nuevos puestos indirectos. El Biodiesel genera un efecto multiplicador sobre el resto de la economía santafesina y nacional.
Maquinaria Agrícola en Santa Fe
Un relevante trabajo de los expertos del INTA, Ing Mario Bragachini y Fernando Ustarroz brinda información sobre esta importante cadena de valor para la provincia de Santa Fe. Se trata de un sector de fuerte impacto económico-social en el interior productivo por la generación de gran cantidad de puestos de trabajo, externalidades, renta distributiva y arraigo local. La industria metalmecánica de baja y alta complejidad (electrónica y de conectividad TICs con robótica y nanotecnología) es clave en Argentina para consolidarnos como un eficiente productor de alimentos trazados y certificados satisfaciendo las fuertes exigencias de los mercados globales.
Según los expertos, el sector de la Maquinaria Agrícola en Argentina comprende 600 terminales y 260 agropartistas, lo cual implica un total de 860 Pymes que ocupan directa e indirectamente unos 80.000 puestos de trabajo. En materia de puestos de trabajo directos en la industria de la maquinaria agrícola, la dotación de recursos humanos empleados se localiza actualmente un 43% en Santa Fe, un 32% Córdoba, 18% Buenos Aires y un 7% las demás provincias. Santa Fe es la provincia argentina que más emplea recursos humanos en la fabricación de maquinaria agrícola.
El informe del Ministerio de Hacienda de la Nación (con datos del Censo Nacional Económico e IPEC) indica que en el 2016 en Santa Fe había más de 4.800 puestos de trabajo directos en esta industria. El empleo generado por el sector representa el 3,6% de los puestos de trabajo en toda la industria manufacturera y casi el 1% del total provincial. Cifras por cierto muy relevantes.
Es importante destacar que Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires concentran alrededor del 90% de los fabricantes de maquinaria agrícola del país. En Santa Fe, la mayor actividad (medida en términos de VBP) se concentra en el departamento Belgrano (42%) y, en menor medida, en los departamentos de Rosario (14%), Constitución (11%), Caseros (9%) y General López (8%). Las localidades de Armstrong, Las Parejas y Las Rosas (pertenecientes al departamento Belgrano) junto a la localidad cordobesa de Marcos Juárez conforman el nodo central de este sector de la industria en el país.
La rama correspondiente a fabricación de maquinaria agrícola participa con el 1,7% del total del VBP (Valor Bruto de Producción) generado en la provincia, ubicándose en el destacado puesto N°9 del conjunto de actividades económicas. Las restantes ramas, Fabricación de implementos agrícolas y Fabricación de tractores participan con el 0,7% y 0,03% del total VBP.
En 2016 las exportaciones santafesinas de maquinaria agrícola alcanzaron 29,7 millones de U$S (23% del total país). En consecuencia, Santa Fe es responsable de uno de cada cuatro dólares generados en el país gracias a las exportaciones de maquinarias agrícolas. Las mismas se concentran en implementos, maquinaria para la industria agroalimentaria y sembradoras. Los principales destinos fueron Uruguay, Brasil, Venezuela y Bolivia.
Argentina es el segundo país en el mundo en adopción de Agricultura de Precisión después de EE.UU. y el primero de Latinoamérica en desarrollo, fabricación y adopción. Posee más de 20 empresas de nivel internacional que producen electrónica y software para transformar a las máquinas agrícolas locales en inteligentes, autoguiadas, autoregulables e híper conectadas con la nube web. Varias de estas empresas están radicadas en Santa Fe.
El campo, la agroindustria y la industria de la maquinaria agrícola utilizan fuertemente insumos siderúrgicos. Santa Fe tiene un fuerte peso dentro de la industria siderúrgica nacional. Según informes oficiales, la principal planta de Acindar (grupo Arcelor Mittal) se encuentra en Villa Constitución y produce de manera integrada laminados no planos. Su capacidad productiva es cercana al 70% del total nacional. Esta empresa también cuenta con dos plantas en el área industrial de Rosario que producen aceros largos y terminados.
En la localidad de Pérez se localiza la planta laminadora de Gerdau (Sipar), especializada en laminados no planos para la construcción (13% de la capacidad nacional). En 2017 Gerdau inauguró una acería que produce la palanquilla necesaria para la elaboración de sus laminados, utilizando chatarra como insumo principal. Por otra parte, el grupo Techint produce en la provincia tubos con costura a través de dos empresas: Tenaris Siderca que tiene su planta en Villa Constitución (68% de la capacidad nacional) y Ternium Siderar, ubicada en Rosario (32% de la capacidad nacional).
Existen también fundiciones y laminadoras en la zona del centro de la provincia que abastecen principalmente a pequeños mercados regionales de la industria metalmecánica. La provincia produce el 49,2% del acero crudo que se realiza en el país.
Ganadería y leche en Santa Fe
Otro de los datos que demuestran la importancia económica de la provincia dentro del país es que Santa Fe es la segunda provincia ganadera del país, tanto en términos de stock como en su capacidad de faena. Según informe del Ministerio de Hacienda de la Nación, predomina el rodeo de cría con modelos productivos extensivos. No obstante, en términos netos, la provincia es receptora de ganado para engorde. La provincia cuenta con un stock bovino de 6,2 millones de cabezas, lo que representa casi el 12% del total nacional para el año 2016 y, según datos del 2015, participa del 17% de la faena bovina nacional con casi 2 millones de cabezas. También tiene gran importancia en la faena porcina con 5,7 millones de cabezas (23% del total nacional) en el año 2016.
Según informes oficiales, la principal cuenca láctea en importancia dentro de Argentina es la denominada “Centro de Santa Fe” que concentra aproximadamente el 30% de la producción lechera del país, y donde se ubica la Estación Experimental Agropecuaria Rafaela-INTA con una fuerte presencia en investigación y extensión en la cadena láctea. Le siguen en importancia las cuencas Córdoba Norte (17%), Villa María (10%), el Oeste de Buenos Aires (9%) y Abasto Sur de Buenos Aires (7%). Santa Fe es la provincia con mayor número de tambos (cuenta con 3.403 establecimientos) y es la segunda después de Córdoba en términos de stock de vacunos lecheros con más del 1,1 millón de cabezas.
En próximas notas seguiremos analizando a estos tres pilares y “tractores” de la economía santafesina: el campo, los agroalimentos y la agroindustria. Agradecemos la información que nos remitiera el Director del Instituto Provincial de Estadísticas y censos, Lic. Jorge Moore.

Fuente: BCR

Leer más Informes de:

Comercio Exterior