Informe sobre Bancos – Enero 2018

Síntesis
• En línea con las mejores prácticas a nivel global, oportunamente el BCRA dispuso que a
partir de enero de 2018 las entidades financieras deban confeccionar y presentar sus balances
de acuerdo a las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF), utilizando
criterios que acercan la contabilidad a la realidad económica. En este sentido, la aplicación
de las NIIF en Argentina se reflejó en un aumento patrimonial contable en la mayoría de las
entidades financieras. El cambio más significativo se produjo en el rubro bienes de uso, fundamentalmente
a partir de la estimación del revalúo de los inmuebles, que estaban valuados a precios históricos
muy por debajo de los precios de mercado.
• En términos de los cambios normativos recientes, para seguir mejorando la experiencia de los
clientes bancarios se dispuso que las dependencias automatizadas puedan ofrecer espacios de
reunión y otros bienes y servicios prestados por terceros. También se modificó el sistema de seguro de
garantía de los depósitos por el cual son incluidos los depósitos a la vista en los que se convengan tasas
de interés por hasta el nivel de la tasa promedio para depósitos a plazo publicada por el BCRA. En el
caso de los depósitos e inversiones a plazo, están contemplados dentro del sistema de seguro si se pactan
tasas de hasta 1,3 veces la tasa promedio, o esa tasa más 5 p.p. (la mayor de ambas). Recientemente
se estableció que las entidades financieras más pequeñas puedan aplicar modelos internos o una metodología
simplificada para evaluar la suficiencia de su capital económico, en pos de reducir los costos
operativos en los que deben incurrir por motivos regulatorios.
• En el marco de factores estacionales, en enero el saldo real de crédito total al sector privado aumentó
1,1% ajustado por inflación (variación inferior a la de los meses precedentes, aunque superior a la evidenciada
en iguales períodos de años anteriores). En términos interanuales el crecimiento real
del financiamiento a este sector resultó generalizado entre las entidades, alcanzado
21,8% al ajustar por inflación para el sistema financiero.
• En el primer mes del año los depósitos en el sistema financiero –moneda nacional y extranjera–
crecieron 3,9% en términos reales, impulsados por las imposiciones del sector público en el
marco de colocaciones de deuda y de la recepción de adelantos transitorios por parte del Tesoro Nacional.
Por su parte, los depósitos totales del sector privado se redujeron 2,9% en términos reales, en parte
por cuestiones estacionales. Dentro de este segmento se evidenció un incremento en las colocaciones a
plazo, con un destacado dinamismo del segmento UVA, que fue más que compensado por la merma en
los saldos de las cuentas a la vista. En una comparación interanual, los depósitos totales crecieron
a una tasa muy similar a la inflación.
• Dado un contexto en el que estacionalmente se modera el ritmo de crecimiento de la intermediación
financiera con el sector privado sumado al aumento de los depósitos del sector público, en enero el
sistema financiero agregado incrementó sus activos líquidos. El ratio amplio de liquidez para
el sistema financiero —en moneda nacional y extranjera, considerando la cuenta corriente de los bancos
en el BCRA, las disponibilidades, los pases con el BCRA, LEBAC y LELIQ— alcanzó 45,3% de los depó-
sitos en el mes, 2,8 p.p. más que en diciembre, principalmente por el desempeño de los bancos públicos
Por su parte, los bancos privados no presentaron grandes cambios en este indicador, ubicándose en
45,3% de sus depósitos. La mayor parte del aumento del ratio a nivel sistémico respondió a la adquisición
de LELIQ. A pesar de este aumento mensual, el indicador amplio de liquidez del sistema acumuló
una reducción interanual de 4,9 p.p. de los depósitos. Por su parte, el ratio de liquidez acotado —excluye
pases y tenencias de LEBAC y LELIQ— se ubicó en 26,3% de los depósitos en enero, 1,2 p.p. más que
en el mes pasado, aunque 8,2 p.p. por debajo del nivel del mismo período de 2017.
• En el inicio de 2018 los indicadores de solvencia del sistema financiero agregado aumentaron.
La integración de capital del conjunto de bancos se ubicó en 16,3% de los activos ponderados
por riesgo (APR) en enero, 0,6 p.p. más que a fines de 2017. El capital de Nivel 1 representó 14,8% de
los APR. El exceso de integración de capital normativo fue equivalente a 88% de la exigencia regulatoria,
7 p.p. más que en diciembre.
• En términos del estado de resultados, las ganancias devengadas en enero por el sistema financiero representaron
3,6%a. del activo (28,5%a. del patrimonio neto), aumentando con respecto al mes pasado
y a enero de 2017. Si se adiciona el flujo mensual de Otros Resultados Integrales (ORI) derivado de la
aplicación de las NIIF, el resultado integral total (RIT) en términos del activo alcanzó 3,7%a.
en el mes. En el acumulado de 12 meses a enero las ganancias fueron equivalentes a 3,1%
del activo, 0,4 p.p. menos en una comparación interanual.

Fuente: Banco Central

Leer más Informes de:

Finanzas