Informe sobre Audiencia Pública por Aumento del Precio del Gas 10 de marzo 2017

1. Los efectos de los aumentos presentados dependerán de la rigurosidad del invierno 2017. De esta forma si bien los aumentos entran en vigencia a partir del 1º de abril, el efecto pleno en facturas se verá recién en junio y el doble efecto (mayor consumo invernal + nuevas tarifas) llegará en agosto.

2. Se mantienen los estímulos al ahorro de energía, mediante esquemas de bonificaciones para aquellos usuarios que reduzcan su consumo con respecto al mismo periodo del año 2015.

3. Pero si las temperaturas del invierno 2017 son inferiores al promedio 2015/2016, es posible que algunos usuarios que hayan obtenido descuentos por ahorro de consumo en periodos anteriores los pierdan y por lo tanto recibirán en sus facturas el impacto del mayor consumo estacional de invierno, pero valorizado a tarifa plena que incluirá el nuevo precio del gas.

4. Por este motivo y para limitar el impacto de la readecuación de precios del gas en los usuarios con altos ahorros de consumo en períodos anteriores se aplicarán límites a los aumentos tarifarios con respecto al mismo periodo del año anterior. Dichos límites van del 300% al 500% en función de la categoría de usuario residencial.

5. El precio del gas representa el 40% del valor final de la factura de un usuario residencial promedio y el incremento que se presenta no incluye los aumentos previstos en los segmentos de transporte y distribución.

6. Dichos aumentos fueron presentados en las audiencias públicas de septiembre 2016, y en esa instancia las distribuidoras solicitaron un aumento promedio del 68%, que debería entrar en vigencia en abril 2017. Al mismo tiempo se presentó una propuesta de modificación de la estructura tarifaria por la cual se incrementa la participación del cargo fijo – que retribuye en su totalidad a la distribución – y se abandona la factura bimestral para pasar a una periodicidad mensual.

7. Por lo tanto, el impacto final de los aumentos en el precio del gas en las facturas de los usuarios residenciales sería entre el 50%/80%3 respecto del invierno 2016. Sin embargo, los aumentos podrían llegar a ser mayores si los usuarios pierden los descuentos por ahorro y pasan a pagar tarifa plena.

8. De ser así en algunos casos los aumentos podrían superar el 300% y aplicarán los límites a los aumentos previstos.

9. Finalmente, durante 2017 el costo fiscal del subsidio al gas sin dudas será mayor al de 2016, producto del aumento del precio de importación de GNL (que a la fecha es superior a las previsiones realizadas) y por el aumento del precio local reconocido a productores, – sea por la mayor incidencia del gas incremental y/o por la aplicación del nuevo programa de estímulo al gas no convencional –

Fuente: IAE

Leer más Informes de:

Energía y Minería Precios