Informe monetario mensual

Síntesis
• Dado el contexto de un nuevo sendero de metas de inflación y una proyección de aumento anual
de los precios regulados más moderada que la de años anteriores, el BCRA consideró que el sesgo contractivo
de la política monetaria se ubicaba en un nivel elevado y disminuyó su tasa de política monetaria
–el centro del corredor de pases a 7 días– en dos oportunidades durante enero, por un total de 150 puntos
básicos (p.b.), llevándola a 27,25%.
• Las tasas de interés de los mercados de préstamos interfinancieros se movieron dentro del corredor
de pases del BCRA, reduciéndose tras los cambios de la tasa de política monetaria. Las tasas de interés
pasivas interrumpieron la trayectoria creciente que habían mostrado hasta fines del año pasado y, en particular,
las pagadas por los depósitos de mayor monto, comenzaron a mostrar descensos. La tasa de interés
cobrada por los documentos descontados siguió una evolución similar a las pasivas, mientras que las aplicadas
sobre las financiaciones de mayor plazo mantuvieron la tendencia creciente que venían mostrando.
• A partir del 11 de enero el BCRA incorporó un nuevo instrumento para administrar la liquidez del
mercado monetario: las letras de liquidez (LELIQ). Las LELIQ son letras de 7 días de plazo, que pueden
negociarse en el mercado secundario. Las contrapartes del BCRA en este mercado sólo pueden ser entidades
financieras para su cartera propia. En el transcurso de enero fueron ganando participación como destino
de la liquidez bancaria excedente y a fines de enero el saldo en circulación de LELIQ alcanzó a VN $69.259
millones
• Considerando saldos en términos reales y ajustados por estacionalidad, el M3 privado aumentó
1,2% en enero, mientras que el M2 privado se mantuvo estable respecto a diciembre. Así, por tercer mes
consecutivo, los depósitos a plazo en pesos fueron el componente que más contribuyó al aumento del M3
privado. Dentro de los depósitos a plazo se destacó la evolución de los de más de $1 millón; en parte,
alentados por el crecimiento de los realizados por los prestadores de servicios financieros.
• Los préstamos al sector privado prolongaron su tendencia creciente en términos reales y desestacionalizados.
El total de préstamos, pesos y moneda extranjera, exhibió un aumento mensual de 3%, mientras
que los préstamos en moneda local crecieron 1,5%. En los últimos 12 meses, el crédito total acumuló
un crecimiento de 26,6% en términos reales.
• En el segmento en pesos, los préstamos hipotecarios continuaron siendo los de mayor crecimiento,
alcanzando un aumento promedio mensual desestacionalizado de 7,4% real en los últimos 3 meses. En
términos nominales, los préstamos hipotecarios presentaron un incremento mensual de 9,9% ($12.150 millones),
acumulando en los últimos 12 meses un crecimiento de 118,2%. Cabe destacar que el financiamiento
en UVA continuó acrecentando su participación sobre el total de préstamos a personas físicas,
abarcando el 93% del monto otorgado en el último mes. Desde que se lanzó este instrumento, se han otorgado
$65.800 millones de hipotecarios en UVA.
• En un período en el que el crecimiento de los préstamos es estacionalmente bajo, el aumento de
los depósitos en pesos superó ampliamente el de los créditos al sector privado y las entidades financieras
aumentaron sus activos líquidos. La liquidez bancaria en moneda local (medida como la suma del efectivo
en bancos, la cuenta corriente de las entidades en el Banco Central, los pases netos con tal entidad y la
tenencia de LEBAC y LELIQ, como porcentaje de los depósitos en pesos) mostró un incremento de 1,6
p.p. a 41,3% de los depósitos. El crecimiento se concentró en el nuevo instrumento del BCRA, las LELIQ,
que en el mes representaron el 1,9% de los depósitos en pesos.

Fuente: BCRA

Leer más Informes de:

Finanzas