Informe Económico Mensual de la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes y derivados – Diciembre 2017

Editorial

Lamentamos no poder entregar completo nuestro Informe económico habitual en virtud de
carecer de los datos de exportaciones, dado que el SENASA aún continúa cargando manualmente
los datos de las exportaciones de noviembre. En cuanto los datos estén disponibles, sacaremos un
informe de exportaciones en una “separata”.
El año ha comenzado con novedades positivas en cuanto a control fiscal se refiere. La SUCCA ha procedido al cierre de tres establecimientos faenadores por deudas con AFIP y ha obtenido importantes logros jurídicos al haber logrado el rechazo del amparo presentado por una empresa de Alberto Samid y el rechazo de su apelación. Estimamos que las millonarias deudas por aportes previsionales del supuesto empresario harán que esa empresa finalmente desaparezca del mercado.
Por otro lado, avanza de manera sostenida el desarrollo de las cajas negras, por lo que es muy posible que se cumpla el plazo del 30 de marzo para su puesta en marcha.
Diciembre cerró con una faena total de aproximadamente 1,08 millones de cabezas vacunas, lo que representó un avance de 1,1% interanual. De esta manera, en 2017 la faena total llegó a 12,6 millones de cabezas, resultando 7,6% mayor a la de 2016 y constituyéndose en la segunda más elevada de los últimos ocho años. Según
estos números provisorios, la participación de las hembras en la faena total llegó a 45% en diciembre de 2017.
El último trimestre de 2017 fue el mejor de los últimos ocho cuartos trimestres para la industria frigorífica. En total faenó 3,33 millones de cabezas, es decir 8,2% más que en igual trimestre de 2016. La faena de hembras representó 44,2% del total, habiendo sido la que más aportó a la recuperación de la actividad sectorial en relación a un año atrás. Por su parte, la faena de machos creció 5,2% anual.
La participación de las hembras en la faena total equivalió a 42,9% en el promedio de 2017. Este avance se explicó por un mayor crecimiento de la faena de hembras con relación a la de machos: 11,9% vs. 4,5% anual.
En diciembre pasado se produjeron 245 mil tn res con hueso (tn r/c/h) de carne vacuna, lo que representó una mejora de 2,9% anual. Los factores explicativos fueron una mayor cantidad de cabezas faenadas y una leve suba del peso promedio del animal en el gancho (declarado).
En 2017 se produjeron 2,85 millones de tn r/c/h, lo que representó una recuperación de 7,7% anual. La mayor producción se explicó totalmente por el crecimiento de la faena.
Según nuestras estimaciones, al mercado doméstico se entregaron 161,6 mil tn r/c/h más que en 2016, es decir 79,3% del aumento del volumen ofertado por la industria. Con estos guarismos, el consumo interno total de carne vacuna habría ascendido a 2,57 millones de tn r/c/h en el ejercicio 2017, concentrando 90,4% del total comercializado por la industria frigorífica.

El consumo (aparente) de carne vacuna por habitante se ubicó en 58,4 kg/año en 2017. En términos anuales registró una mejora de 5,6%. Durante diciembre, y por tercer mes consecutivo, el valor de la hacienda en pie disminuyó con respecto al mes anterior. La caída alcanzó a las categorías más grandes. En cambio, las categorías jóvenes mostraron leves alzas de sus valores unitarios.
El precio promedio de la hacienda comercializada a través del Mercado de Liniers se ubicó en $ 27,660 por kilo vivo en diciembre de 2017. Este fue el valor más bajo de los últimos cinco meses. En tanto, al comparar con diciembre de 2016, la suba del preciopromedio fue de 15,7%.
El precio de la hacienda y, como se plantea más abajo, el valor de la carne vacuna en el mostrador aumentaron a menor ritmo que el nivel general de precios durante 2017 (15,7% y 14,9% vs. 26,5%). No obstante, los precios del animal en pie y de la carne vacuna a nivel minorista todavía acumulan alzas muy superiores a la del nivel general
de precios, cuando la comparación se realiza con agosto de 2009, mes en que finalizó la fase de liquidación de vientres más profunda y extensa de la historia sectorial reciente (agosto de 2009).
Entre agosto de 2009 y diciembre de 2017 el precio promedio de la hacienda en pie aumentó 886,4%, la carne en el mostrador hizo lo propio en 833,7% y el nivel general de precios al consumidor registró una suba de 702,9%. Y lo mismo ocurre cuando se toma como punto de referencia a diciembre de 2001 (final de la Convertibilidad).
Entre diciembre de 2001 y diciembre de 2017 el valor del kilo vivo se elevó 4.225,9% y el nivel general de precios al consumidor creció 2.380,4%.
Cuando se analiza lo ocurrido en los mostradores de los comercios minoritas del Gran Buenos Aires (GBA), surge que en diciembre de 2017 el precio promedio de los cortes de carne vacuna registró otra alza de 0,8% mensual, repitiendo el comportamiento observado durante noviembre. A su vez, este precio promedio quedó 16,2% por encima del nivel registrado al cierre de 2016.
Las carnes alternativas verificaron ajustes en sus precios mayores al de la carne vacuna durante diciembre pasado. En el caso de la carne aviar, la suba fue de 3,1% mensual, lo que elevó la variación anual a 5,9%. En consecuencia, la carne vacuna se abarató en relación a la carne aviar en 2,2% entre noviembre y diciembre. No obstante ello,
al considerar los últimos doce meses, el promedio de los cortes vacunos se encareció 9,7% en relación al pollo.
En el caso de la carne porcina, las variaciones fueron de 2,1% mensual y de 13,1% anual. Entre noviembre y diciembre el precio de la carne porcina subió con respecto a la vacuna y cayó con relación a la aviar (1,3% y -1,0%, respectivamente). Cuando se compara con diciembre de 2016, el precio relativo de la carne porcina bajó 2,6% respecto al de la carne vacuna y aumentó 6,8% respecto al de la carne aviar.

Fuente: CICCRA

Leer más Informes de:

Agro